Social Icons

lunes, 16 de noviembre de 2015

Barcelona, inagotable. Es la ciudad que se reinventa todos los días. La que, fundada por los colonos romanos como Barcino hace 2.000 años, ha vivido vicisitudes sociales, políticas y económicas hasta hacer de ella el actual referente cosmopolita en el que se miran muchas otras.

Barcelona, inagotable.


Es la ciudad que se reinventa todos los días. La que, fundada por los colonos romanos como Barcino hace 2.000 años, ha vivido vicisitudes sociales, políticas y económicas hasta hacer de ella el actual referente cosmopolita en el que se miran muchas otras. 
Culta, cosmopolita, moderna, referente en el arte y la vanguardia. 
Y en las finanzas, el comercio y el turismo. Es imposible acercarse a la cuna de artistas como Joan MiróAntoni Gaudi Antoni Tàpies, y no salir renovado. 
Su propia manera de entender la vida tiene mucho que ver con sus gentes, con su deseo de sorprender. 
Y vaya si lo hace.
Las rutas romana y medieval dentro de Barcelona están entre las más apreciadas por los visitantes, que encontrarán el legado de los siglos perfectamente reconocible en el barrio Gótico, las Reales Atarazanas, el Palau Reial, los palacios de la calle Montcada o en templos como la célebre Santa María del Mar. 
El foro romano se hallaba en la siempre concurrida Plaça de Sant Jaume, y merece la pena pasear con calma cerca de los restos de la antigua muralla romana, aún apreciable en la Plaça Nova, la calle Tapineria o la Plaza de Ramón Berenguer
El legado que dejó la Corona catalano-aragonesa en la Edad Media se reúne en la Ciutat Vella. 
Es obligada la visita a la Catedral de Santa Eulalia y a la Plaça del Rei. 
El propio edificio del Ayuntamiento o Santa María del Pi, así como la Llotja y las Reials Drassanes, hoy sede del Museu Marítimo, explican por sí solos de la historia barcelonesa y catalana.
La ciudad ha proyectado la impronta del modernismo en sus calles y edificios en característica reconocible en el mundo entero. 
En el Quadrat d’Or (Cuadrado de Oro), en el Eixample, se reúnen numerosos edificios de este estilo se puede encontrar. 
La casa para la familia Lleó Morera, la casa para la familia Amatller y la célebre Casa Battló dejan con la boca abierta hasta al turista más curtido. 
La Unesco reconoció como Patrimonio de la Humanidad al Hospital de la Santa Creu i Sant Pau, y nunca deja de sorprender la estampa del fastuoso Palau de la Música Catalana.
La Fábrica 2015 @
© La Fábrica 2015 @ La Fábrica 2015 @
Gaudí merece un punto y aparte por su contribución a la ciudad. 
La Sagrada Familia es un incontestable icono mundial desde hace décadas, con sus tres fachadas dedicadas al Nacimiento de Cristo, la Pasión, Muerte y Gloria, y la dedicada a la fe religiosa. 
La cripta de la iglesia de la Colonia Güell, los pabellones de entrada a la finca Güell o la asombrosa Casa Milà, o Pedrera, llevan su firma. 
La metáfora de la leyenda de Sant Jordi cobra forma en la inolvidable Casa Batlló.
Barcelona no se entendería sin sus playas, sus parques y su montaña. 
El Parque de Montjuïc, que alberga el Jardín Botánico, y el inmenso Parque de Collserola, son dos magníficos espacios de ocio en la ciudad. 
La Barceloneta es la bandera de buena parte del turismo que llega a Barcelona. Su céntrica ubicación contribuye a ello. 
La playa de Sant Sebastià, siempre repleta de actividad deportiva, comparte encanto con otras como la playa Bogatell o la de Sant Miquel. 
Otras calas agradables y repletas de servicios son Mar Bella,Llevant y Nova Icària.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Automotix
 
Blogger Templates